martes, 6 de septiembre de 2011

El camino del "individuo": Cuando la nada es todo...

..


-






(Reedición del 16/07/09)

Muchas veces me sentí solo.

La mayoría de las veces, ese dolor lo mitigué con la compañía de una mujer.

Con una mujer al lado esa sensación cedía.

Con el tiempo fui comprendiendo que lo que parecía una ventaja personal de poder contar siempre con "ella", se estaba convirtiendo en un problema.

La presencia amorosa de esas mujeres venían más a tapar un agujero personal que a ser producto de una elección de vida.

Fue allí donde tomé la decisión de enfrentar uno de los mayores escollos del camino hacia el individuo: enfrentar la soledad.

Así comencé a intentar estar solo. A no depender de nadie, a encontrar mi propio sentido y placer.

Confieso que no fue fácil, pero lo intenté en mi propia casa y luego comencé a viajar a lugares alejados, despojados, desérticos, casi sin gente.

La idea en teoría podía parecer aterradora, sin embargo guardaba recuerdos de mi adolescencia de haberme sentido muy bien en medio de la naturaleza.

Fue así que emprendí varios viajes a lugares solitarios.

Contrariamente a cualquier pronóstico, me sentí más acompañado que nunca.

Pareciera que en estado natural, ese estado de "nada" es de tal plenitud que inmediatamente uno empieza a formar parte de él, de ese todo. Y de repente, la nada se convierte en todo, y uno también…

Poder sentir una sensación de plenitud en la nada es realmente algo maravilloso, porque en definitiva, es un estado natural del ser humano, es un estado de paradójica plenitud y tranquilidad.

Muchas veces he sentido exactamente lo contrario estando acompañado y rodeado de mucha gente. Formar parte del todo y no ser nada. Sentirse sólo en el medio de la multitud. O como diría Djavan: “morir de sed enfrente al mar”.

Por eso creo que una parte esencial del “camino hacia el individuo” es aprender a llevarse bien con uno mismo, con la soledad.

A comprender que la soledad no es la nada, sino que nos acerca al todo.

Que atravesar ese estado es imprescindible para poder conocerse, para saber quienes somos, qué queremos, qué podemos dar y qué no.

Comprender que no podemos elegir libremente si no podemos estar por algún tiempo solos.

Que la soledad no es el opuesto al amor sino su antecesor.

Que amigarse con la soledad no es enamorarse de ella, sino el papel en blanco para dibujar corazones...



La imágen la hice yo..

29 comentarios:

delivery post-crucifixión dijo...

Rescato esta frase: "Que la soledad no es el opuesto al amor sino su antecesor."

Muy interesante lo que decís, y meritorio por cierto. Si la soledad es el camino de apertura hacia los otros, entonces es sabiduría.

Un abrazo

R.P.

Javier dijo...

Tal cual, es imposible relacionarse bien con los demás sin conocerse y para eso es necesario también saber estar en soledad y con bien con uno mismo. Bueno lo que escribiste!

tiziana(+ que 4 patas) dijo...

El poder sentir plenitud en la nada me llevo un par de años. Hoy comparto plenamente contigo que el estado de soledad es imprescindible para conocerse y que gente y multitud no es sinonimo de compañia y que la soledad no es el opuesto al amor.

Buen post y excelente artista. Te veo futuro en tu arte de pintura naif

Ximena Ianantuoni dijo...

lindas palabras pero sobretodo muy comprometidas, lo cual las hace más lindas y re valiosas,
un beso grande

Mai dijo...

Mucha sensatez en tu relato; mucho coraje; mucho corazón...
Ahora sólo te resta encontrar un amor...
Cariños!!!

Ju dijo...

Me parece una preciosidad tu escrito y me viene bien con aspectos de mi vida actual.
"No podemos elegir libremente si no podemos estar por algún tiempo solos." Cuánta razón.

Monica dijo...

Es sencillamente hermoso poder encontrarse a uno mismo.
Me encanto eso de poder llenar la soledad con corazones de colores...Maravilloso !!!!
Besos.
Moni

Monica dijo...

Divinos los corazones de glitter !!!!!!!!!!!!!!!!!!!
moni

Franco dijo...

Che Ricardo, cada vez me gustan más tus post
La verdad te felicito por tu blog
Saludos
F

Mara Hitters dijo...

Querido! al fin nos entendemos! jajaja. Como ya sabes...para ahi vamos, sabes que lo comparto, quería volver a decirtelo. Abrazo fuerte!

Ricardo dijo...

Gracias a todos los bien entendidos que me apoyan y me alientan a escribir de estas cosas. A los que entienden que escribo desde lo que siento y viví, sin pensar que es mejor ó peor, sin juzgar, sin interpretar a nadie. Fundamentalmente porque por sobre todas las cosas, no hacemos ni más ni menos que lo que podemos.

También a los que caen en el malentendido, porque es un poco triste para mí pero desde que empecé a expresarme comprendí que es algo muy humano. Igual se que me leen y también se los agradezco.

No quiero cerrar con esto los comentarios, pero quería expresar lo que siento en este preciso momento. Abrazo para todos!

Monica dijo...

Sobran las aclaraciones Ric !!!!!
Los que te leemos, volvemos....
Sabes que ???? cuando hay malentendidos, siempre se sale enriquecido ( y ademas me salio en versito )
Moni

Anónimo dijo...

O sea que hay que aprender a llevarse bien con uno mismo para aprender a llevarse bien con los otros, ¿no? Qué bueno que compartas tu experiencia personal con los demás. Chauchis, Adri O.

Magah dijo...

Magah

Ricardo dijo...

Ya entendí tus "sin palabras"... gracias Maghita!

Osvaldo Castillo dijo...

Estamos en una sociedad materialista, por lo tanto indiferente a lo humano. En consecuencia, las probabilidades de encontrar personas que: se conecten con otras; escuchen; sientan y amen de verdad es, a mi entender, relativamente baja. Esto a la larga, y aplicando un concepto Darwiniano, nos obliga hoy más que nunca, a buscar en nosotros mismos, y ver que encontramos para sobrevivir. Lamentablemente quienes somos sensibles estamos prácticamente condenados a desaparecer. Afortunadamente existe Internet, lo cual eleva un poco la probabilidad de encontrar alguien afuera.

Anónimo dijo...

encontrar estas palabras ...increíble casualidad?
Desde que leí en un post tuyo muy viejo acerca del las personas que pasaban de una relación a otra sin darse el tiempo de soledad necesario etc etc quedó ese tema dandome vueltas...y ahora este post jaja increíble
Qué pasa cuando no se puede estar solo???

Ricardo dijo...

Cuando no podés estar sólo no podés elegir. Hay que laburarlo en terapia, armándose con proyectos, tejiendo redes afectivas, buscando varios puntos de apoyo que no sean solamente una mujer u hombre.

Anónimo dijo...

NO ENTIENDO...PORQUÉ NO PUEDO ELEGIR?
ME EXPLICAS???

Lucía dijo...

Què lindo texto y qué valiente tu voluntad de bucearte a vos mismo. Transité cada una de las etapas de las que hablás, algunas veces con esperanza, otras con dolor, y otras con resignación y muchas veces con enojo. La vida me tenía preparado un encuentro que cambiaría mi vida por completo pero sòlo lo pude ver una vez que llegué al fondo de mí misma. Espero que a vos también te haya llegado, o te llegue pronto ese encuentro entre almas que reciben aquellos que se animaron a mirarse sin excusas.

Javier dijo...

Jugado lo tuyo! y muy cierto! abrazo.

Julieta dijo...

Sincero, real y lindo lo que escribiste. Esos corazones los pintáste vos? Beso.

MARCELA dijo...

CONVENCIDA DE LAS NO CASUALIDADES ACA ATERRIZO Y LEO ESTE POST... AL AZAR???
CUANTA RAZON TENES...PERO COMO SE SACA EL DOLOR EN EL PECHO???
COMO SE VIVE SIN AMOR???
COMO???

Ricardo Fasseri dijo...

Si Julieta, los corazones los pinté yo pero en forma virtual. Marcela, el dolor en el pecho no te lo saca nadie! No es cuestión de vivir sin amor tampoco! Ahora, si el dolor es permanente y no cede, es bueno hacer terapia, y hasta hacer una consulta con un psiquiatra, hay medicación que restablece equilibrios químicamente perdidos y q a veces, son constitucionales y no tiene nada que ver con la burla del "empastillado". Y el amor, bueno, estando bien y abierto, a veces llega. Beso

Mariní dijo...

...que bien sintió mi alma leyendo 'esto'... ...agrego aquí, mi corazón agradecido por compartirlo.

Beso.

Adriana dijo...

Hace mucho tiempo no volvía a encontrar lo fascinante de los blogs, hacía mucho tiempo no encontraba algo que me llegara a algún lado de mi ser... En este proceso estoy, intentando descubrir este papel en blanco que es la soledad... Una soledad relativa, pero que tiene una forma, un sabor, un color y un olor..
Seguiré visitando...

Ricardo Fasseri dijo...

Me alegro que te haya llegado Adriana. Es un camino en común, y en realidad, por eso mismo nunca estamos solos, el tema es q no todos se animan a emprenderlo. No todos se animan a intentar ser. Bienvenida!

Morella dijo...

Hola... te descubrí hoy y, al leer este post, no pude pasar sin comentar...

Me quedé con tu frase "Que la soledad no es el opuesto al amor sino su antecesor" dando vueltas en mi cabeza... es muy cierta...

Felicitaciones por el blog! Llegué para quedarme!! =)

Un beso.

Ricardo Fasseri dijo...

Gracias Morella, de dónde sos? Bienvenida!