lunes, 25 de junio de 2012

Opuestos necesarios

















Empezó el invierno austral y con el una nueva enseñanza.

El invierno comienza con el día más corto del año, pero paradójicamente, a partir de ese momento cada día será más largo.

En todos los comienzos -como en la vida misma- se da vuelta el "reloj de arena" y en él está contenido el opuesto, el fin.

Asi principio y fin parecen ser parte de un mismo fenómeno, de alimentarse y darse sentido mutuamente.

Como en todos los extremos, la vida se desarrolla en el medio. En el medio de esa polaridad, tensión y energía, del rechazo y atracción que generan los polos.

Asi la vida habita en medio de extremos opuestos y necesarios.

Tal como sucede entre el positivo y negativo, invierno y verano, ying y yang, la vida y la muerte...




La foto es mía.



No hay comentarios: